Inicio | Correo | Mapa del sitio

Cofradía Nuestra Señora de la Piedad

Iznájar (Córdoba)

Documentos

Conserva la Cofradía en sus archivos un legajo manuscrito que Roque Gómez Bonifaz, santero en la ermita de la Antigua que entró a servir el oficio en 1637, escribiera para dejar constancia de la antigüedad de la imagen, los detalles de su hallazgo y el periplo de ésta hasta su traslación al santuario actual, erigido a principios del siglo XVII.

En el año del Señor de mil y seiscientos y treinta y siete años, gobernando la nave de San Pedro el Santísimo Papa Urbano Octavo, y reinando en España el muy católico y grande Rey Don Felipe IV. Siendo Obispo de Córdoba el Ilustrísimo y Reverendísimo Señor Don Fray Domingo Pimentel = A veinte y tres días del mes de Noviembre del dicho año, entró a servir la santa ermita de Nuestra Señora de la Antigua, de esta villa de Iznájar, Roque Gómez Bonifaz, siendo Vicario de ella el licenciado Pedro de Montes y Corregidor el licenciado Luis Ordoño Beltrán.

Manuscrito de Roque Gómez Bonifaz: transcripción y original digitalizado. PDF pdf

Existe también otro Libro general de Cargo y Data de la cofradía nuestra señora de la Antigua de esta villa de Yznájar que fue fundada en el año de 1699 y se aprobó por el Eminentísimo Señor Cardenal Zalazar para que en él se sienten todos los derechos que tiene y posee y limosnas que en ella entran como  tambien los gastos que se ofrescan  que toman principio primero dia de enero del año de 1769 y se entrega a su hermano mayor y thesorero que lo es D. Pedro Luis Cubero y Lopez, rector y cura de esta parroquia para su gobierno.

En este libro figuran todas las cuentas y gastos habidos desde la fecha indicada (1769) hasta al menos 1822.

Benedicto XIII concedió indulgencia plenaría en 1724 a todos los fieles cristianos que visitasen la ermita de La Antigua el viernes de Dolores, por un perido de siete años .

"A todos los fieles de Cristo que leyeran estas letras Salud y Bendición Apostólica.

Para mayor incremento de la Religión y salud espiritual de las almas. Tratando de extender con pieadosa caridad los tesoros espirituales de la Iglesia, concedemos misericordiosamente en el Señor, la indulgencia plenaria y la remisión de todos los pecados a todos los fieles de Cristo, de ambos sexos, verdaderamente arrepentidos y confesados, reconfortados con la Sagrada Comunión, que visitaren devotamente la iglesia o Capilla de la Beatísima Vigen María de las Angustias en la villa que se llama de Iznájar, en la diócesis de Córdoba. Esta visita se entiende ha de ser a sus altares y capillas ya sea en grupos o individualmente, sin poder ganar otra indulgencia concedida.

Se ganará en la feria VIª -viernes- después del domingo de Pasión (viernes de Dolores) desde las primeras vísperas (tarde del jueves) hasta la puesta del sol de ese mismo día. Todos y cada uno de los años.

Al mismo tiempo allí han de ofrecerse piadosas preces por la concordia entre los principes cristianos y por la erradicación de las herejías y la exaltación de la Santa Madre Iglesia.

Serán válidas estas letras por un septenio solamente.

Es nuestra voluntad que por la visita a esta iglesia cualquier otro día del año así como a sus altares, no se pueda lucrar otra indulgencia ya concedida a tiempo aún no pasado o perpetua, sea esa a condición pedida u ofrecida sin pedirla. Dicha concesión ha de ser tenida por nula.

Dado en Roma, junto a Santa María la Mayor, bajo el anillo del Pescador a XIX de Julio MDCCXXIV. De nuestro pontificado año primero."

Gratia pro Deo

 

Principal / Historia / Archivos